Betaespera y Hábitos: Mis recomendaciones

Aunque una de mis mayores preocupaciones durante la betaespera es llevar una alimentación correcta, también considero muy importante seguir unos hábitos adecuados y que, además, te mantengan la mente lo más distraída posible: esta última parte es misión difícil, casi imposible. Pero, ¡por intentarlo que no quede!

Estas recomendaciones son fruto de una mezcla entre los consejos de los diferentes ginecólogos por los que he ido pasando a lo largo de estos años de infertilidad, el sentido común y las ideas de generaciones anteriores, que muchas veces menospreciamos, pero al final son la voz de la experiencia y, la experiencia, siempre es un grado :).

  • Empiezo mis recomendaciones por la más evidente: ADIÓS TABACO, ADIÓS.

Amiga fumadora, si no lo has conseguido antes, éste es el momento de dejarlo. Siempre hay la típica compañera de trabajo que te dice que su ginecólogo le ha confirmado que por 4 ó 5 cigarritos al día no pasa nada o que la ansiedad de no fumar en mucho peor. Puede. Pero venga, vamos a intentar hacer las cosas lo mejor posible. Hay mil detalles que se escapan a nuestro control. Sin embargo, esto está 100% en tu mano. CABEZA FRÍA, CABEZA INTELIGENTE. Si te cuesta dejarlo (es tarea difícil y hablo por experiencia), plantéatelo como algo temporal para alcanzar la meta más emocionante: ser mamá por fin. Y que una vez nazca tu churumbel, podrás fumar hasta hartarte. El concepto de “temporalidad” ayuda a rebajar la ansiedad. Créeme.

  • Mantente físicamente SEMI-ACTIVA.

Sí, has oído bien: Semi-activa. Esto significa que te vendrá de perlas bajar el ritmo en el curro, evitar el estrés, intentar dormir 8 horas al día, comer tranquila y sin prisas (y siempre que puedas descansar 10 ó 20 minutos después de las comidas) y no pasarte los fines de semana de acá para allá con mil eventos, actividades y quedadas que te hagan llegar a casa agotada. Hay una personita agarradita y formándose dentro de ti que, aunque no lo sepas, necesita mucha de tu energía. ASÍ QUE RELAX. Por supuesto bajar el ritmo no quiere decir estar todo el día del sofá a la cama y de la cama al sofá. Sal a pasear, haz cosas que te entretengan, distráete, lee, ve al cine, queda a tomar algo (si es con gente que no sabe que estás en betaespera, mejor… así te distraes con otros temas de conversación) pero acuérdate: con relax, con tranquilidad, sin prisas, sin agenda de planes híper apretada.

El DEPORTE también puede esperar tranquilamente a que la beta sea positiva, vaya todo fenomenal y por fin llegue la semana 12. Mientras, el mejor deporte es andar. A partir del 2º trimestre ya puedes plantearte natación para embarazadas, yoga, etc.

Además, también puedes dejar para el 2º trimestre el barrer y fregar: no tiene ninguna base científica pero es un consejo de las generaciones anteriores… y como comentaba al principio: ¡la experiencia es una grado! Nunca se sabe… y además, no te va a hacer ningún mal que te echen una mano con eso.

Por vida semi-activa también se entiende “Adiós Sexy Nights, Adiós“. Tendrán que esperar un poquito, igual que el deporte… así luego, se retoman con muchas más ganas 🙂

  • ¡Ponte GUAPA! Pero cómoda, muy cómoda 🙂

Mi recomendación es cuidarte mucho durante la betaespera. Muchas veces el simple hecho de verte guapa por fuera, te hace sentir mejor por dentro. Es genial pasarte un domingo entero en pijama tirada en el sofá, pero no dejes que la apatía te atrape excesivamente. Arréglate, échate cremitas, hazte la manicura, maquíllate un poquito y sal de casa comiéndote el mundo. Puede que suene superficial pero, por lo menos en mi caso, funciona. Me anima mucho sentirme cuidada; y en la betaespera se necesita muuuucho ánimo para no decaer.

Eso sí, no es el momento de embutirte en vaqueros pitillos, ni tacones de vértigo. Evita la ropa apretada y ten en cuenta que cuanto más cómoda vayas: mejor. ¡Es fundamental no ponerle trabas a tu circulación sanguínea! De hecho, otra de mis recomendaciones es procurar mantener manos y pies calentitos durante la betaespera; precisamente para que la circulación no se concentre en esa zona y deje menos irrigado el útero.

  • Relajación MENTAL

Sin duda, lo peor de la betaespera es nuestra propia cabeza, la montaña rusa emocional que pasamos esos días, los nervios, los bajones… Piensa que tu mente puede convertirse en tu mejor aliada o en tu peor enemiga. ¡Hay que intentar que no se convierta en la segunda opción por todos los medios!

Busca algo que te relaje y libere tu mente de pensamientos negativos como clases de meditación, releer tu libro favorito escuchando música, reservar la última temporada de una serie que te encante para estos días o hacer todo tipo de actividades manuales (en mi última betaespera me ayudó muchísimo aprender a tejer. Como buena #ovogirl cogí un ovillo y teje que te teje… me salieron unos churros impresionantes de feos y mal hechos, pero hacer algo con las manos alivió muchísimo mi mente en los momentos malos).

Y si necesitas ayuda porque no consigues mantener a raya tu cabecita, ¡pídela! Sacar los pensamientos fuera y verbalizarlos, ayuda a poner en orden las ideas y relativizar algunas de ellas. En mi opinión, la mejor opción es hablar con alguien que haya pasado por lo mismo que tú; nadie te va a entender mejor que quien ha estado en tus zapatos. Llama a una amiga que haya hecho tratamientos, tómate un café con alguien de la #infertilpandy, saca tus miedos, háblalo con tu pareja, apóyate en tu gente… pero no te lo quedes todo tú dentro.

Fundamental para mantener la mente de tu lado (como aliada y no como enemiga) es no agobiarte por los síntomas o no síntomas que notes en tu cuerpo durante estos días. ¡Recuerda que hay casos tanto de positivos como de negativos, con y sin síntomas! Así que si no sientes NADA DE NADA, no te preocupes, puede ser perfectamente un positivo como una casa :).

  • Consejos varios: Además de todo esto, hay que seguir estrictamente los consejos de tu clínica. Donde te recomendarán qué reposo hacer las primeras horas, seguramente te dirán que evites los baños de inmersión (decántate por duchas de agua tibia) y qué tomar en caso de molestias físicas como dolores de cabeza, etc.

 

Y sobre todo, si te caes, no te culpes por haberlo hecho… llora y échalo fuera. Luego levántate y aférrate a la perseverancia: recuerda, en esta guerra QUIEN RESISTE, GANA.

Ovillo
#Ovogirl aprendiendo a hacer ovillos para entretener la cabeza en betaespera
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s